«Pensamientos sobre Juan 10:25-30» por Roy Ingle

Juan 10:25-30 es uno de los pasajes favoritos de los Calvinistas que creen en la seguridad eterna. De alguna manera creen que los Arminianos no creemos en este pasaje o que ignoramos lo que Jesús está enseñando ya que, según su punto de vista, es obvio que Jesús estaba enseñando la seguridad eterna en este pasaje. En realidad, nosotros los Arminianos no tenemos ningún problema en leer Juan 10:25-30 y ver que Jesús está enseñando la perseverancia de los Santos. No hay duda de que un discípulo de Jesús está seguro en Cristo, pero la clave está EN Cristo.

Permítame darle algunos ejemplos sobre lo que los Calvinistas suelen creer sobre Juan 10:25-30.

“Jesucristo garantiza la vida eterna a todos los que creen en Él y por ende estamos en buenas manos con Cristo. Nadie puede arrancarnos de Sus manos ya que Él tiene un agarre tan bueno sobre nosotros que no podríamos salir si quisiéramos, osease, es un trato hecho. La regeneración es permanente y no se puede deshacer el nuevo nacimiento. Una vez que llegamos a confiar sólo en Cristo como el que pagó la totalidad y el pago completo de todos nuestros pecados, tenemos la vida ETERNA. Nunca pereceremos”.
– Bob Wilkin

Mientras que Bob Wilkin representa un alejamiento de la Teología Reformada en el sentido de que abraza la posición de No-Señorío de otros maestros de la Biblia como Charles Ryrie, Zane Hodges, Tony Evans, y Charles Stanley, su punto de vista se mantiene entre algunos Calvinistas, sin embargo, todos los Calvinistas sostienen la Perseverancia de los Santos difiriendo con los Arminianos Reformados sobre la apostasía y la caída de la Gracia. Tendré más que decir sobre esto en un momento.

¿Qué está en juego?

Para los Arminianos, lo que está en juego es a veces una posición engañosa que puede convertirse en una licencia para pecar; el mal uso de Juan 10:25-30 para permitir el pecado en la vida del creyente es lo que detestamos, de hecho, yo diría que lo que nos disgusta de la Doctrina de la Perseverancia de los Santos no es la enseñanza en sí sino las ramificaciones de la misma si se lleva a una conclusión equivocada.

Para ser justos, muchos Calvinistas insistirían en que si la Doctrina de la Perseverancia de los Santos lleva a una vida de pecado entonces la persona ha entendido completamente mal la enseñanza. Muchos maestros Calvinistas piadosos, como John MacArthur o John Piper, enseñan que la Perseverancia de los Santos se refiere a dos cuestiones: Primero, se trata de ser Santos (apartados para Dios), y segundo, se trata de que los Santos perseveren. La mayoría de los Arminianos no tendríamos problemas con este punto de vista.

¿Cuál es el punto de vista Arminiano sobre la Perseverancia?

Esto depende de quién sea el Arminiano. Como he dicho en un post anterior sobre las varias posiciones de los Arminianos sobre la seguridad eterna, el Arminianismo no sostiene un solo punto de vista al igual que tampoco lo hace el Calvinismo. Aunque históricamente el Arminianismo ha rechazado la enseñanza Calvinista sobre la Perseverancia, todavía hay varios puntos de vista sobre el tema. Todos los Arminianos estarían de acuerdo en que un discípulo de Cristo debe perseverar para obtener la Salvación eterna; si el discípulo se aleja entonces ese es el tema que se debate acaloradamente.

Los Arminianos sí creemos que la Perseverancia es necesaria para la vida eterna; la razón de esto se basa en dos puntos clave de la Teología Arminiana: En primer lugar, los Arminianos consideramos que, aunque la Salvación es una obra de Dios y no de los hombres (Tito 3:5-7), Dios ha permitido que la voluntad del individuo sea libre para aceptar la propiciación de Cristo o rechazar Su oferta de vida (Juan 1:9-13; 3:15-17; 5:24-25; 6:35-51; Hechos 7:51; 2 Corintios 6:1; Apocalipsis 22:17), esto no debe confundirse con que el hombre coopere con Dios, sino que el hombre es quien se rinde a la Gracia Preveniente de Dios (Efesios 2:8-9). En segundo lugar, los Arminianos profesamos que, ya que el hombre es libre de venir a Cristo, entonces lógicamente el hombre también es libre de permanecer o no con Cristo hasta el final. Los Arminianos vemos muchos pasajes (Romanos 11:20-22; 1 Corintios 15:1-4; 2 Corintios 1:24; Gálatas 5:1-4; 6:7-9; Filipenses 2:12-15; Colosenses 1:21-23; 3:1-3; Hebreos 2: 1-4; 3:6-19; 4:1-16; 5:8-9; 6:4-20; 10:19-39; 11:13-15; Santiago 1:21-25; 2:14-26; 1 Pedro 1:5; 2 Pedro 2:1-22; 1 Juan 2:3-6, 28) como enseñanza de que estamos llamados a permanecer en Cristo.

Lo que sucede cuando uno se desvía del evangelio es la cuestión decisiva. Algunos Arminianos enseñan que es posible alejarse de Cristo y perder la Salvación (Juan 15:1-6), otros enseñan que si uno cae del evangelio entonces nunca fue verdaderamente salvo (Mateo 7:21-23; 1 Juan 2:19), osease, estos Arminianos señalan las promesas de seguridad de Juan 10:25-30 o Romanos 8:31-39 como validación de este punto de vista.

Entonces ¿cuál es el punto de vista del Arminianismo Reformado sobre Juan 10:25-30?

1. Estamos seguros EN Cristo:

Todos los Arminianos estarían de acuerdo en que estamos seguros sólo si estamos en Cristo. Afirmar que estamos en Cristo pero vivimos en la carne demuestra que no somos salvos (Mateo 7:20) o que estamos en peligro de apostasía (Gálatas 5:1-4, 13-17; 1 Juan 3:6-9). Romanos 6:23 establece un fuerte principio Arminiano en el sentido de que “la paga del pecado es la muerte (Santiago 1:12-15) pero el don de Dios es la vida eterna en Cristo Jesús nuestro Señor”. Mateo 1:21 nos recuerda que Jesús salva a su pueblo de sus pecados, pero lamentablemente como señala el Arminiano Robert Shank: «Muchos quieren ser Su pueblo pero no ser salvados de sus pecados». La vida eterna se encuentra en Cristo. Debemos permanecer en Cristo (Juan 8:51; 1 Corintios 15:1-4).

2. La Relación de Tiempo Presente del Creyente:

Ya que el Arminianismo enfatiza que estamos seguros y somos salvos sólo en Cristo y no en nuestra propia carne, los Arminianos también enfatizamos que Juan 10:25-30 asume un factor importante y es que el creyente es sólo eso: Creyente. Las palabras en el griego original están en tiempo presente a lo largo de Juan 10:25-30. Observe por ejemplo: escuchar (v.27), conocer (v.27), seguir (v.27), etc; las tres palabras están en presente activo lo que significa que Jesús no sólo dice que escuchemos su voz, lo conozcamos y lo sigamos, sino que continuemos haciéndolo. Ninguna de estas palabras está en tiempo pasado. La lectura no es «escuchó» o «conoció» o «siguió», de hecho, en todo el Nuevo Testamento siempre hay un tiempo presente para las palabras «creer» y «Fe» cuando se habla de la Salvación Presente del Creyente.

Conclusión

El Arminianismo Reformado enfatiza que: La salvación es un regalo gratuito de Dios por medio de Jesucristo (2 Timoteo 1:9-10), que la salvación no se obtiene por ninguna buena obra (Isaías 64:6), y que sólo somos justos en Cristo (Romanos 3:21-25; 5:1-11; 10:4; Filipenses 3:7-11). El Arminianismo difiere con el Calvinismo sobre la Doctrina de la Perseverancia de los Santos al dividir sobre si la Perseverancia es necesaria para la vida eterna o naturalmente una parte de la vida eterna. Si la elección (según el Calvinismo) es correcta, la Perseverancia es natural. Si la elección (según el calvinismo) es falsa, la Perseverancia es necesaria.

Sin embargo, en lo que sí estamos de acuerdo es en que la Biblia enseña la Perseverancia. Juan 10:25-30 no puede ser usado para enseñar «una vez salvado, siempre salvado» sin ignorar toda la Escritura. Aunque creo en la seguridad del creyente en Cristo, estoy en desacuerdo con aquellos que enseñan la seguridad del creyente sin importar cómo viva y que lo basan en una experiencia pasada simplemente por leer Juan 10:25-30. Esta breve porción del texto Bíblico ha sido muy abusada para justificar a aquellos que viven en pecado. Simplemente no hay promesas para las personas que pecan (Hebreos 10:19-39). Vivir en pecado continuo muestra que no somos de Él (1 Juan 3:6-9). Si enseñamos que uno ha perdido su Salvación o no no es la verdadera cuestión, sino que la verdadera cuestión es la Perseverancia. Dentro del calvinismo uno no puede saber realmente quienes son los elegidos hasta la Salvación final si no persevera (Los elegidos perseverarán) pero esto esta en acorde con el Arminianismo Reformado ya que enseñamos que la Perseverancia también es necesaria para la vida eterna.

[Enlace a la entrada original y los comentarios en el blog de Roy Ingle, Arminian Today]

Publicado Originalmente en Apostasía, Seguridad, Ingle. Roy, Juan 10:25-30, Una vez Salvo siempre Salvo, Perseverancia, Seguridad.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea tu sitio web con WordPress.com
Comenzar